Nuestros Pastores

Rvdo. Adolfo Santana Cordero
Pastor

Es oriundo del pueblo de Mayagüez, Puerto Rico. Sus padres son Adolfo Santana Pérez y Marina Cordero Pérez y sus hermanos menores, Gustavo y César.

Lleva nueve años de casado con la Dra. Vilmarie Ruiz Aponte y como fruto de su relación, Dios les regaló a su hija, Fiorella Marie. Juntos residen en el pueblo de Gurabo.

En el año 2003 obtuvo su grado de bachiller en Artes y Ciencias de la Universidad de Puerto Rico, Recinto Universitario de Mayagüez, con altos honores en la concentración de Psicología. Formó parte de la Asociación de Estudiantes de Psicología, del Golden Honour Society y del Cuadro de Honor de la Facultad de Artes y Ciencias del Recinto. En mayo de 2007 completó su grado de Maestría en Divinidad del Seminario Evangélico de Puerto Rico con Magna Cum Laude. Además, recibió el Premio al Estudiante con Mejor Aprovechamiento en Biblia por la Sociedad Bíblica de  Puerto Rico.

Ha laborado para distintas empresas y entidades privadas. Por cinco años (2007-2012) sirvió como Pastor Asociado en la Iglesia Presbiteriana en Bayamón. También ha colaborado como miembron del Comité Intereclesial para el Fomento de las Raíces Cristianas (CIFRAC) de la Universidad Interamericana Recinto de Bayamón, como miembro del Consejo de Política Normativa del Programa Head Start del Municipio de Bayamón, como capellán auxiliar en el Hospital HIMA San Pablo en Bayamón y como capellán del Senado de Puerto Rico (2009-2012). Actualmente, colabora el Concilio de Iglesias de Puerto Rico, en la Hermandad Pastoral de Puerto Nuevo, en la facultad adjunta del Seminario Evangélico de Puerto Rico, en la Ciudad del Retiro de Puerto Nuevo, el Centro de Envejecientes en el Residencial Vista Hermosa y en el Programa Head Start de la Iglesia Bautista en Quintana.

El Rvdo. Santana es un apasionado de los deportes, particularmente, de los Indios de Mayagüez y los Yankees de Nueva York. Además, disfruta mucho poder viajar la isla y fuera de la isla en su tiempo de vacaciones con su esposa e hija.

 
Rvdo. Salvador Gavaldá Castelló
Pastor Eméritus

Nació en la ciudad de Onda (Comunidad Valenciana), España. Desde temprana edad mostró carácter tranquilo y estudioso, motivo de profunda satisfacción para su familia. Recibió una sólida formación en Filosofía, Teología y Sociología en el Colegio Interprovincial de Carmelitas, Onda (Comunidad Valencia), en los Institutos "Gaudium et Spes" y San Pío X, Universidad Pontificia de Salamanca e Instituto León XIII, en Madrid, España.

A los 26 años fue ordenado sacerdote de la Iglesia Católico Romana en la ciudad de Salamanca. Tras un año de experiencia pastoral en Madrid, donde alternó las tareas parroquiales con la enseñanza de Religión en el Liceo Español de Cultura, fue trasladado a Puerto Rico, donde le aguardaba una hermosa experiencia de trabajo como sacerdote en las parroquias de Morovis, Ciales y Santa Teresita (Santurce). Además, fungió como maestro de Religión en la Academia Santa Teresita, brindó el curso de Teología en la Universidad Católica de Ponce y de Sagradas Escrituras en los Monasterios de Carmelitas en Trujillo Alto, P.R., y de la Vega y Santiago de los Caballeros, R.D.

En la década del ochenta se alejó del sacerdocio y entró en la vida secular como servidor público. Fungió como Analista de Planificación en el Negociado de Programación Gubernamental de la Junta de Planificación y, luego, como profesor de Filosofía y Religión en la Universidad Interamericana. Al mismo tiempo estudió Psicología Clínica en el Instituto Caribeño de Estudios Postgraduados. Al pasar del tiempo, el Señor le llamó nuevamente a retomar su llamado al ministerio. El 4 de septiembre de 1982 entró a formar parte de la Iglesia Presbiteriana y posteriormente fue aceptado como Ministro de la Palabra y los Sacramentos en el Presbiterio de San Juan. El 31 de agosto de 1983 fue instalado como Pastor de la Iglesia Presbiteriana "San Pablo" en Santiago Iglesias, Río Piedras.

Nuevo retos le llevaron a trasladarse a la ciudad de New Jersey. Esta vez partió junto a su amada esposa Zulma Corchado y sus hijos Salvador David y Juan Carlos. Allí pastoreó la Primera Iglesia Hispana en Brooklyn, Sur Tres. Luego, comenzando un 7 de abril de 1991, en respuesta al llamado que Dios le hizo, fue instalado como Pastor de la Iglesia Presbiteriana en Caparra Terrace hasta el año 2010 cuando se acogió a la jubilación. Durante su pastorado se desarrollaron varios proyectos de impacto para la comunidad. También se realizaron mejoras a la planta física. Es miembro fundador de la Fraternidad Ministerial Metropolitana.